vivienda detectores alarma

Cada sensor de movimiento es como un ojo que vigila una zona de tu casa. Por eso, si contratas una alarma para el hogar con detector de movimiento, debes asegurarte de todos los sensores tienen un campo de visión amplio y despejado.

A continuación te descubrimos cuáles son los mejores lugares para colocar sensores de movimiento en casa y cómo funciona esta tecnología. 

¿Cómo funcionan los sensores de movimiento? 

Los sensores de movimiento utilizan señales de radio de alta frecuencia para detectar presencias indeseadas. El sensor más utilizado en la seguridad del hogar es un sensor infrarrojo conocido como PIR. Este tipo de sensores envían rayos infrarrojos que detectan los cambios de calor y activan la alarma si alguien se mueve dentro de su rango. Los rayos no pueden detectar el calor a través de muebles o paredes, así que es importante colocar estos sensores en zonas libres de obstáculos. 

Otros tipos de sensores son:los sensores de vibración, los sensores acústicos y los sensores de microondas. Pero sin duda, los más eficaces son los sensores de movimiento con  tecnología dual, como los que incluye la Alarma ADT, ya que combinan dos tecnologías diferentes para reducir falsas alarmas: los sensores PIR con los sensores de microondas. 

Los 6 mejores lugares para colocar sensores de movimiento en casa 

Seleccionar el mejor lugar para instalar los sensores de movimiento, aumenta la eficacia de tu sistema de alarmas y te permite cubrir un área más grande con menos sensores. 

  • En zonas de paso. Esos lugares por donde se pasa constantemente, como recibidores y pasillos, son puntos ideales para los sensores de movimiento, ya que es muy probable que un intruso también acabe pasando por ellos. 
  • En las esquinas. La misma ubicación que te da la vista más amplia de una habitación, también le dará la mejor visión a un sensor de movimiento.  
  • A dos metros de altura. Aunque quieras que el detector de movimiento tenga una vista de pájaro, colocarlo en un punto demasiado elevado puede generar puntos ciegos en la zona más baja de la estancia. Por eso, el punto ideal para la mayoría de sensores es entre 1,75 y 2,5 metros de altura.  
  • Sobre una puerta. Para mantener los sensores de movimiento fuera de la vista de los intrusos, puedes colocarlos sobre una puerta que de al exterior, pero dentro de tu casa.  De esta forma, un extraño no sabrá que está ahí hasta que suene la alarma.  
  • En el sótano. Las puertas y ventanas de los sótanos son los puntos de entrada favoritos por intrusos que pretenden esquivar una alarma. Los sensores de movimiento funcionan muy bien en aquellos sótanos con espacios diáfanos y pocos obstáculos. 
  • Detrás de objetos de valor. Si quieres atrapar al ladrón con las manos en la masa, coloca los sensores detrás de objetos de valor: la alarma se activará en cuanto alguien mueva el objeto. 

Adapta tu alarma a las necesidades de tu hogar 

La mejor manera de proteger tu hogar es contratando un servicio de seguridad integrado y flexible que se adapte a las necesidades específicas de tu vivienda.  La alarma ADT Smart Security te ofrece la última tecnología para mantener tu casa más segura y conectada: desde sensores de movimiento con tecnología dual hasta cámaras de videovigilancia inteligentes y todo tipo de detectores (humo, gas, inundación, rotura de cristales, etc). 

Además, la Alarma ADT no sólo protege tu hogar, sino que protege tu hogar conectado gracias a su completo servicio de ciberseguridad ADT Ciberseguridad Hogar

Deja una respuesta